¿Puede un bebé tener piojos?

Aunque no es muy habitual el contagio de bebés, también pueden sufrir pediculosis.

Aunque no es muy habitual el contagio de bebés, también pueden sufrir pediculosis.

Pues sí. ¿Por qué no? Tiene el pelo y la sangre del cuero cabelludo que necesitan estos parásitos. No hay ninguna otra condición indispensable. Bueno sí, estar en contacto con otra cabeza infestada para que se produzca el contagio. Y esto tampoco es complicado, puede suceder en su propia familia, con algún amigo, en la guardería…

Es cierto que los casos de bebés con pediculosis no son lo más habitual, quizá el poco pelo que tiene, que solemos extremar con ellos todas las precauciones o que dedicamos mucho más tiempo a observarlos haga que los contagios no sean tan masivos como a otras edades. Pero no por ello debemos bajar la guardia, sobre todo si en la familia ha habido alguien contagiado, el bebé también debe ser examinado por si algún piojo indeseable ha decidido conquistar su pequeña cabeza.

En el caso de un niño tan pequeño se desaconseja aún más el uso de tratamientos químicos, así que con la lendrera tendrás siempre a tu aliado perfecto para deshacerte de ellos. Seguro que si es un bebé muy pelón puedes ver a simple vista si hay algún parásito o liendre entre su pelo.

Recuerda que no hay edad para tener piojos, ¡ni por muchos años que se tengan ni por pocos!

¡Cumplimos 6 años!

No hay nada mejor que celebrar un cumpleaños de tu negocio. ¡None On Top cumple 6!

No hay nada mejor que celebrar un cumpleaños de tu negocio. ¡None On Top cumple 6!

Cumplir años siempre es una buena noticia más aún cuando se trata de un negocio que has puesto en marcha y has visto crecer poco a poco, día a día, con esfuerzo, con trabajo y constancia y con la garantía que nos aportan nuestros clientes al trabajo bien hecho.

None On Top nació de la mano de dos madres que veían con preocupación la continua infestación de piojos de su familia, el poco efecto de los tratamientos disponibles y la dificultad actual de dedicar el tiempo necesario a eliminar los piojos y liendres a mano, el único método realmente eficaz además de inocuo.

Así que pensamos en poner a disposición de otras madres y familias como las nuestras la experiencia adquirida durante años de lucha contra estos parásitos y el tiempo y dedicación necesario. Y aquí seguimos 6 años después, aportando nuestro saber hacer a las cabezas que pasan por nuestras manos.

Este año además hemos recibido un reconocimiento que nos ha llenado de orgullo porque precisamente valora el bienestar que supone el trabajo que hacemos para los más pequeños. El Consejo Independiente de Protección de la Infancia nos otorgó un premio local y nosotros lo recibimos como si fuera el Oscar a nuestra tarea.

A diario trabajamos con la mejor de nuestras intenciones para que los clientes sigan confiando en nosotras, para hacer honor al premio recibido y para que los piojos abandonen la cabeza de todo aquel que cruza el umbral de None On Top.

Gracias por hacer que cumplamos un año más. ¡Brindamos por vosotros!

Lavanda como repelente contra los piojos

La lavanda puede ser un buen remedio natural para mantener alejados a los piojos

La lavanda puede ser un buen remedio natural para mantener alejados a los piojos

Si nos sigues de forma habitual ya sabes que en None On Top no somos nada partidarias de los tratamientos químicos para combatir los piojos. Tras años de enfrentarnos a estos parásitos en nuestras propias familias pudimos comprobar su escasa efectividad y que una revisión con la lendrera tenía un mejor resultado aunque requiriera más tiempo.

Además, se ha comprobado que los piojos se están haciendo resistentes contra algunos productos dificultando aún más su resultado. Nosotras somos partidarias de utilizar productos naturales e inocuos para eliminar estos parásitos; el aceite esencial del árbol del té es nuestro producto estrella, ya que aletarga a los piojos vivos y además ayuda a que las liendres se desprendan del pelo.

Bien es cierto que su olor bastante peculiar no agrada a todo el mundo. Si este es tu caso puedes utilizar algunos productos naturales con olores menos penetrantes como es el caso de la lavanda. Esta planta con un agradable aroma actúa de forma semejante al aceite esencial del árbol del té como repelente de los piojos que no opinan lo mismo que nosotros sobre su olor.

Puedes encontrar esta planta en preparados como un aceite esencial que puedes aplicar en la cabeza de tu hijo para mantener alejado a los piojos.

Y tú, ¿usas algún otro producto natural contra los piojos? Cuéntanos tu experiencia.

Piojos en invierno

Aunque sea invierno, los piojos estarán tan a gusto en nuestra cabeza.

Aunque sea invierno, los piojos estarán tan a gusto en nuestra cabeza.

Hay gente que piensa que los piojos desaparecen durante los meses de invierno, que tanto frío para ellos no es bueno, pero nada más lejos de la realidad. El calendario es una cosa de humanos y estos parásitos solo entienden de estar bien alimentados y tener un hogar en el que reproducirse.

Por mucho frío que haga, nuestro cuerpo regula muy bien su temperatura corporal y nuestra cabeza permanece caliente a pesar de que esté nevando o haya varios grados bajo cero. Así que los piojos han escogido perfectamente el lugar en el que vivir.

La nuca o la zona de detrás de las orejas serán unos de sus rincones preferidos ya que para desarrollarse necesitan estar entre 22 y 36 grados. Y por increíble que te pueda parecer tu cabeza conservará una buena temperatura aunque tus manos y tu nariz estén realmente congeladas.

Otra cosa bien distinta será la supervivencia de los piojos fuera de nuestra cabeza… no podrán vivir más de 48 horas lejos de su alimento, tanto en invierno como en verano. La sangre de la que se alimentan a través de nuestro cuero cabelludo es su sustento y no tienen reservas suficientes para irse de paseo.

Así que recuerda no bajar la guardia tampoco en estos meses de invierno. Además, no debemos olvidar que el contagio se produce por contacto con una cabeza infestada y que durante el curso escolar los casos de pediculosis son muy elevados.

Si no sabes cómo revisar la cabeza de tu hijo, no dejes de consultar este artículo y hacerte con una buena lendrera para facilitar tu trabajo.

Y si nos necesitas, ¡llámanos y pídenos cita!

Pelo rizado y piojos

Liso, rizado, ondulado... lo de menos es como sea tu pelo para los piojos

Liso, rizado, ondulado… lo de menos es como sea tu pelo para los piojos

Rizado, ondulado o liso, da igual. Cualquier tipo de pelo es susceptible de ser un buen hogar para los piojos. Lo importante para ellos es que tengan de qué alimentarse y eso lo consiguen a través del cuero cabelludo, así que el tipo de pelo es lo de menos para estos parásitos.

Como bien sabes, se alimentan de la sangre que consiguen al morder nuestra cabeza y eso es lo relevante para ellos. El pelo es el lugar en el que adhieren las liendres, los huevos, el aspecto del cabello no influye para nada en que ellos puedan sobrevivir en esa cabeza. Otra cosa bien distinta es si resulta más complicado deshacerse de los piojos si tienes el pelo rizado.

Realmente será igual de tedioso que con el pelo liso, tendrás que tener paciencia y examinar mechón por mechón. Tal vez te resulte un poco más difícil pasar la lendrera por un pelo con unos rizos muy pronunciados, pero si humedeces el pelo con aceite esencial del árbol del té no solo ayudará a que los piojos vivos se aletarguen, sino que resbalará mejor la lendrera facilitando tu trabajo.

Si realizas una revisión más o menos periódica de esa melena rizada seguro que no te sorprendes un buen día con una familia numerosa de piojos viviendo en ella. Ya te hemos contado cómo debes realizar un examen en busca de estos insectos y qué trucos usar para entretener a tus niños mientras pasas un buen rato entretenida con su pelo, pero si crees que necesitas alguna pauta más o cualquier otra recomendación, no dejes de ponerte en contacto con nosotras.

Y recuerda, que el aspecto de tu pelo no influye para nada en que puedas o no tener piojos. ¡No te confíes!